SINOPSIS

“Karol, el hombre qué llegó a ser Papa” cuenta la historia de uno de los personajes más emblemáticos del siglo XX en todo el mundo, Karol Wojtyla, mejor conocido como Juan Pablo II, líder católico que antecedió a Benedicto XVI.

Karol Wojtyla es un hombre reconocido por su incansable lucha por la humanidad y los derechos humanos, tal como se describe en la película.

La película se desarrolla al inicio de la intervención alemana a Polonia, en el país natal de Karol, en 1939, cuando la Segunda Guerra Mundial comenzaba.

Se puede observar que Karol Wojtyla estaba consternado por el trato brutal que los alemanes le daban a sus amigos judíos, por lo que Karol consideró a la religión como un medio de llegar a la paz del mundo.

Con la ayuda de otras personas que compartían los ideales de Karol, fomentaban la no violencia ante la resistencia anti nazi.

Karol se une a la filas católicas donde es nombrado como Obispo. La noble misión como Padre de Karol Wojtyla culmina en su elección como el Papa Juan Pablo II en 1978.

REFLEXIÓN PERSONAL

Karol Wojtyla es un ejemplo de hombre, es una persona que predicaba la paz mundial con su gran carisma. Considero que su bondad, sencillez y humildad permitió ser uno de los seres más queridos y admirados en la faz de la tierra.

Admirable fue la forma en como él pudo llevar la situación de sus allegados y la invasión alemana a Polonia, puesto que buscaba la no violencia entre ellos.

Esta película me deja un mensaje profundo, que el amor y la Fe hace posible todo. Me doy cuenta como Juan Pablo II intentaba que las sociedades alrededor del mundo se dieran cuenta de lo importante que significa el amor y la fe en Dios, en la búsqueda de la paz.